Este año el British Council ha comisionado una serie de películas inspiradas en las obras de Shakespere,  como parte de Shakespeare Lives 2016, un programa de actividades sin precedentes que celebra el trabajo y la influencia de Shakespeare en la cultura, educación y sociedad en el 400 aniversario de su muerte.

La tercera pieza fílmica de esta serie es una adaptación del Acto 1 Escena 2 de Julio César,que documenta a Bruto y sus conspiraciones para asesinar a Julio César. Dirigida por Pedro Martín-Calero y  protagonizada por Mark Stanley (conocido por su papel en Juego de Tronos y Dickensian) como Bruto y Tony Osoba como Julio César. La película fue filmada en el Treasury Bowl y en otras locaciones de los territorios del Commonwealth, iniciando con la impactante habitación de piso de mármol en el Dubai Court,  donde Bruto aparece sentado.